Letras en su Tinta

MORENA parece perder su encanto en el sureste pues podría perder no una sino cinco de las 13 diputaciones federales en juego en Chiapas.

LA ENCUESTADORA nacional Massive Caller ha registrado que, en el arranque de campaña, Emilio Salazar, del Distrito 9, candidato de la alianza Va Por México, aventaja con 47% de simpatías a su contrincante de MORENA.

LO QUE NO le había contado es que, en al menos otras cuatro regiones, los candidatos opositores están achicando la ventaja que (man)tenía el partido guinda en el arranque de este 2021.

MANUELITA Obrador, la prima cómoda de Palacio Nacional, quien en 2018 ganó de calle, registra ahora una ventaja mínima, de apenas cuatro puntos porcentuales; es decir, se encuentra en un empate técnico.

[EL RIVAL de #VaPorMéxico es un compa 100 por ciento palencano, Mauricio Lastra Escudero, quien ha manejado un discurso netamente local, de allá en la tierra de Pakal: “Soy de aquí, represento aquí y voy a trabajar por aquí”.]

OTRA SORPRESA, donde las preferencias por MORENA se van diluyendo, es en el distrito de Bochil, zona indígena, donde la coalición PRI-PAN-PRD y el colmilludo tricolor Roberto Aquiles está a menos de siete puntos de diferencia (50.3% MORENA/43.5% VaPorMx).

SAN CRISTÓBAL de las Casas es otro bastión indígena, que casi siempre se lleva el partido en el Poder, aunque ahora su ventaja es de apenas 6.3 por ciento (49.6% MORENA/ 43.3% VaPorMx).

AUNQUE la joya de la corona para los opositores sería la diputación federal con cabecera en Comitán, donde la ventaja del partido oficial es de apenas seis puntos (49.5% MORENA/43.4% VaPorMx).

[EN ESTA región, el candidato opositor ha disparado sus simpatías en apenas cuatro meses, de diciembre de 2020 al presente mes de abril de 2021, pues Mario Carlos Culebro pasó del 32.1% al 43.4%; mientras el candidato oficial, Ismael Brito Mazariegos, decreció del 60% de las preferencias que tenía el partido guinda, al actual 49.5%].

OSÉASE que, particularmente en esta región, la lucha será cuerpo a cuerpo, donde un descuido o error, sepultará al candidato oficial y su muy naciente leyenda.

EL DISTRITO 6, de Tuxtla, parece tener un triunfo holgado (con 12 puntos de diferencia) aunque la nominación opositora, Carlos Molano, quien en el pasado inmediato fuera regidor y alcalde interino durante un mes, disparó las preferencias del 32 por ciento (que tenía en diciembre de 2020) al actual 41.3 por ciento.

PARA VENTAJA de la reeditada coalición Juntos Haremos Historia, Jorge Llaven empezó con el pie derecho su campaña por ese Distrito 6 de Tuxtla pues arrancó con 47.4% y ahora tiene el 53.8%, cifra que deberá mantener a la alza para que no tenga (desafortunadas) sorpresas.

EL CASO es que cinco diputaciones federales en riesgo para MORENA no es un panorama halagador, partiendo de que Chiapas se llevó el carro completo en 2018.

¿YA SE ESFUMÓ el Efecto Peje? ¿Qué quedó aquello de que Tabasco era su agua y Chiapas su tierra del inquilino de Palacio? ¿Ya acabó la esperanza? ¿No habrá más transformación? Ya veremos qué dice el 6 de junio próximo aunque, para Morena, los focos de alerta ya están encendidos.

 

CACHIVACHES: QUESQUE Iris Adriana Aguilar Pavón está que saca espuma por la boca pues nomás no le cayó nada bien que la neoverde Aida Jiménez haya quedado en el número 1 como plurinominal, cuando lo que debió haber hecho es impugnarla y tan tan; bueno, no ha de ser tan grande su coraje pues sigue cobrando en el Congreso local… Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com

Súper propagador de Covid

Eric fue procesado y embargado en Argentina
07/Abril/2021
Súper propagador de Covid
Por: TINTA FRESCA
@tinta_fresca

Eric Luciano Torales, también conocido como el “súper propagador” de COVID-19, tras contagiar a los asistentes de una fiesta de 15 años, entre ellos su abuelo que murió por la enfermedad, fue procesado con un embargo por 10.9 millones de pesos mexicanos (50 millones argentinos) por la Cámara Federal de la Casación de Argentina.

El tribunal penal federal rechazó los dos recursos de apelación que hizo la defensa del joven de 25 años que fue acusado por el delito de “propagación de enfermedad peligrosa y contagiosa de modo culposo, agravado por el resultado de enfermedad y muerte”.

El joven, un empleado bancario de 24 años, regresó el 13 de marzo del 2020 de un viaje de poco más de 15 días a Miami, Estados Unidos. Antes de bajarse del avión completó la declaración jurada que debían llenar todas las personas que provinieran de un país en situación de riesgo de acuerdo a la disposición del DNU 260/2020, vigente desde el día anterior, que en su Artículo 7 establecía que las personas en esa situación debían permanecer obligatoriamente aisladas por 14 días.

Al otro día, sin embargo, Torales asistió al salón ‘Alma de Hornero’, donde su prima festejaba sus 15 años junto a aproximadamente 100 personas entre las que se encontraban familiares, amigos y empleados del lugar.

Trece de ellos declararon ante la justicia, en una causa investigada por Marquevich y Barral, a cargo del Juzgado Federal N° 1 de Morón, y algunos de ellos aseguraron haberlo visto bailar e interactuando con otros. Otros aclararon que el joven “no saludaba” y tomaba distancia.

El 16 de marzo de ese año, el acusado ingresó a la Clínica Adventista de Belgrano con fiebre alta y tos seca, síntomas compatibles con coronavirus. Dos semanas después, el 1º de abril, su abuelo Luis María Suárez, de 78 años, murió a causa de una falla multiorgánica con diagnóstico de coronavirus.

También se infectó el DJ, la cumpleañera y hasta la madre de Torales.

A principios de mayo del año pasado, el juez Barral lo procesó con la calificación penal que se sostiene hasta el día de hoy en lugar de homicidio culposo, como había sido acusado en un principio, y dispuso que quedara en libertad. A través de este nuevo fallo, la Justicia confirmó ahora su procesamiento.

En el escrito al que accedió este medio, los camaristas remarcaron que Torales tuvo una actitud “imprudente y negligente” al violar la disposición que regía en ese momento de “aislamiento obligatorio” para “evitar la introducción y/o propagación de la pandemia COVID-19”.

La defensa del joven argumentó que desconocía por completo ser portador del virus, que no tenía síntomas y aludió a la “posibilidad de que hubiera otros focos de contagio en el mismo evento”, algo que la Cámara descartó.

Los magistrados destacaron que no afecta la calificación en esta instancia del proceso el hecho de que Torales “no haya imaginado que podía ser portador del virus” y remarcaron que lo que se le atribuye es “la decisión de desoír esa prohibición preventiva y por su actitud imprudente y negligente, generar las circunstancias adecuadas para poner en riesgo la salud pública”.

Así, Torales fue procesado como “autor penalmente responsable del delito de propagación de enfermedad peligrosa y contagiosa culposa agravada por el resultado de enfermedad y muerte”.

Súper propagador de Covid