Letras en su Tinta

TRAS obtener su aséptica libertad (adelante le explico por qué el adjetivo), la chiapaneca Elba Esther Gordillo afina su regreso a la vida pública.

EN UNA CLARA (auto)reivindicación, la polémica dama ya mostró su carta a través de un video: recuperar el control del SNTE.

EL VIDEO al que aludo circula en internet bajo el contorno de un libro abierto, el mismo logotipo del SNTE pero, en vez de estas siglas, tiene la leyenda: “MAGISTERIO DESPIERTA”.

EN APENAS un minuto, señala que su caso “nunca fue sólido y la PGR sólo se valió de mentiras”, sindicando directamente a Aurelio Nuño y Juan Díaz (a este último lo tilda de traidor y le pide que se retire, no por venganza sino “por justicia”).

Y ADELANTE su intención: que el próximo 20 de Agosto “La Maestra volverá a unirnos” y encabezará la consulta de la reforma educativa del actual sexenio.

“ME VOY A IR, cuando los maestros quieren que me vaya”, sentencia en el breve video (auto)reivindicatorio.

LA COMITECA, detenida en 2013 y prácticamente presa durante el actual sexenio, logró imponerse por la vía jurídica de manera limpia: logró que un juez echara abajo las acusaciones de lavado de dinero que le propinó la PGR.

[EL “SOBRESEIMIENTO” es la suspensión de un procedimiento judicial; una especie de “perdón” que, para que se dé una idea, acá en Chiapas se le aplicó a Pablo Salazar, pero no por mandato de un juez sino por un arreglo político con su carcelero Juan Sabines pues la Fiscalía tomó esa unilateral decisión.]

ELBA Esther ya fue condenada por la opinión pública, pero segurito ella dirá, el próximo lunes 20 de agosto, que toda la paguita que se gastaba del SNTE era legal y un largo eslabón de etcéteras.

POR LO PRONTO, ya solicitó le regresen su pasaporte, que la PGR notifique a la Policía Internacional (Interpol) que suspenda las alertas migratorias en su contra (la famosa “fichas”, que son ocho, aunque la roja es sobre detención y arresto preventivo).

Y LO MÁS importante: se le restituyan sus derechos políticos-electorales, el votar y, sobre todo, ser votada (obvio, como futura lideresa del SNTE).

CHAN, chan, chaaaannnn…

 

Austeridad

 

EN LA AUSTERIDAD republicana que viene, no dude usted que el góber Ruti maneje su propia nave.

LO MISMO Carlos Morales en Tuxtla, quien por cierto, cuando se opuso al régimen ruizferrista como diputado local, andaba en un vochito blanco.

O LA NO MENOS austera Jerónima Toledo, de Sancris, o bien el doc Óscar Gurría, en Tapachula, quienes deberán cuidarse de no caer en la tentación de las Suburban.

SI CON EL NUEVO gobierno se jubilará a choferes, y cuantimás al guaruraje, los actuales funcionarios ya deberían poner sus barbas a remojar.

PRIMERO, muy bueno sería que los güeristas actuales entreguen las naves de alto cilindraje que resguarda su respectiva secretaría.

ALUEGUITO, reasignen a sus choferes a tareas prioritarias y, por supuesto, si tienen guaruras, los regresen a la poli que coordina el chief Jorge Luis Llaven Abarca, y su capi Agustín Ruiz.

SI HACEN esto los que casi seguramente se quedarán sin hueso en unos meses más, no sólo se los agradecerá el respetable y las arcas públicas sino que, además, les servirá como una gradual readaptación a la vida de los mortales.

[EL SHOCK de muchos es que, una vez viviendo en el error –fuera del presupuesto–, hasta tienen que “sacrificarse” y hacer fila en el banco.]

DE AHORA en adelante, los funcionarios que vienen habrán de mimetizarse aquel viejo axioma franciscano: “Deseo poco, y lo poco que deseo, lo deseo poco…”

 

Futuro

 

EN POLÍTICA, para tener futuro, primero, hay que tener presente; y la chiapaneca Sasil de León, recién nombrada coordinadora de senadores del Partido Encuentro Social (PES), respira saludablemente.

A MÁS de uno le parecerá que a Sasil le faltan credenciales pero, sin duda, en un sexenio debió aprender lo que a cualquier otro político le habría llevado toda una vida pues ha sido secretaria de Estado, legisladora local y federal, delegada y, ahora, Senadora.

YA VEREMOS de qué está hecha pues nadar entre charalitos, con padrino encima, no es lo mismo que moverse entre tiburones, como le sucederá en el Senado, especialmente con pesos muy pesados de la vida política nacional.

LA DISTINCIÓN de llevar los bártulos en el Senado de ese partido de filosofía cristiana es meritorio de todas maneras; lo demás, lo tendrá que aprender a punta de sopapos discursivos y políticos de, ahora sí, gran calibre.

SI LA JOVEN política quiere brillar, y hacer un digno papel, tendrá que reinventarse en serio, ir (mucho) más allá del padrinazgo político al que le debe todito lo que es y por la cual respira transexenalmente.

ES MOMENTO, más que nunca, de corresponderle a toditos los votos que le apostaron a su nombre, bajo el cobijo del PES, MORENA y PT.

DEL PAPEL político desempeñado, quizá dependa que el nombre de una (nueva) dama aparezca en la boleta en el 2024 como candidata, un perfil muy diferente al de las últimas dos elecciones.

YA VEREMOS, dijo el choroco.

 

CACHIVACHES: BIEN por la línea güerista que lanzó Mario Carlos Culebro a los alcaldes salientes y entrantes: trabajar de manera transparente en la transición, nada de hacerse los listos pues el horno no está para bollos… PUNTO a favor se anotó el joven auditor Alejandro Culebro al reunir en su oficina al inefable priísta Mario Fox y el morenista Emmanuel Cordero, alcalde saliente y entrante de Comitán, noble tierra que ya merece ver que las rencillas políticas queden atrás…

Ícono de dedicación

Fernando Peña lleva el ritmo y la experiencia en la sangre
16/Mayo/2018

» Desde peque optó por la música

Ícono de dedicación
Icono FotoEduardo Reyna
COMPROMISO. Desde pequeño quiso compartir sus experiencias con los demás; ahora lo hace con gusto para sus alumnos.
Por: ADRIANA SANTOS
@tinta_adri

Acoplando los sentidos en el bombo y platillos.

Fernando Peña Jimeno, originario de Tonalá, es un profesor de nivel preparatoria, quien además de impartir diversas materias, como informática, matemáticas y hasta inglés, también comparte el gusto por la música con sus alumnos y con aquél que quiera aprender un poco de ritmo.

Acompañe a Tinta Fresca a esta charla entre baquetas, baquetones, entre otros, y deléitese con las improvisaciones del profe mientras conoce cómo nació su gusto musical y trayectoria, en la que ya ha acompañado a reconocidos artistas.

 

En sus inicios

“La música es para mí parte de mi vida”, comenta el profe al recordar cómo inició este gusto: desde muy pequeño escuchaba a su madre cantar y a sus 12 años, su abuelita consiguió que lo dejaran tocar por primera vez un son chiapaneco, con el que sorprendió a todos por su forma de interpretar aun sin saber nada de música.

Posteriormente, durante sus estudios en la preparatoria aprendió a ejecutar la guitarra y decidió iniciar un trío de música romántica junto con unos amigos.

Uno de los mayores obstáculos para lograrlo era la falta de instrumentos, esto los llevó a sacar su creatividad e ingenio para poder interpretar melodías en distintos lugares.

“En 1977, conociendo amistades, músicos, etcétera, me fui relacionando y fuimos a tocar a bares, en donde nos pedían que el grupo completo tocara acompañando a los artistas del momento”. De este modo, Fernando recuerda haber compartido beats con reconocidos cantantes, como Amanda Miguel, e incluso en los inicios de Ricardo Arjona.

 

Hoy en día

Debido a cuestiones familiares, se dedicó a los estudios sin dejar de lado el desarrollo de su instinto rítmico. Así “terminé la carrera en Ingeniería en Comunicaciones y Electrónica”, strokea el profe.

En la escuela donde imparte clases, sus alumnos se han enterado de su don para tocar la batería, esto ha hecho que los chavos se acerquen a él para pedirle orientación y compartir sus sueños de tocar en una banda reconocida, sincopea.

“La música es un punto más de unión con ellos”, pues los adolescentes tienen mucho que platicar, por lo que con gusto los ha apoyado dentro y fuera de las aulas para ayudarles a mejorar su disciplina con los instrumentos.

 

Visión futura

Al compás de las risas, el máster de la batería dice que “la disciplina es la clave de todo”, por ello siempre ha procurado hacer lo que le gusta, tanto en la docencia como en lo que respecta a la música.

“A mis 59 años, jamás he tenido la necesidad de trabajar”, redobla Fernando, pues se ha dedicado a transmitir los conocimientos líricos a sus jóvenes discípulos, a la vez que toca y canta en el grupo musical Eclipse, lo que, sin lugar a duda, disfruta en cada toquín, acoplando los sentidos en el bombo y platillos.

 

Ícono de dedicación