Letras en su Tinta

AMLO

 

HOY, Andrés Manuel López Obrador visitará Chiapas por octava vez en sus casi nueve meses como Presidente.

ESTARÁ en el corazón de la Selva, Benemérito de las Américas, y seguro será un espacio más de oportunidad para reafirmar su compromiso con su tierra, nuestra tierra.

OJALÁ que pronto el Presidente dé los detalles de lo que incluye el recién firmado Pacto de Oaxaca, “Hacia un Sur-Sureste del futuro”, en lo relativo a Chiapas.

PORQUE, la mera verdad, ya apremia que se mueva mucho más económicamente el estado, más allá de las buenas intenciones.

 

Normales

 

DE NORMALES no tienen nada, ni la Mactu ni mucho menos la Canek.

SI LA MÁXIMA juarista se aplica en el caso de estos vándalos disfrazados de “estudiantes”, lo que les toca ahora es la ley a secas pues ya han sido tratados, por sexenios enteros, como amigos: con justicia y gracia.

POR ESO es plausible la rigurosa aplicación de la ley en el operativo que implementó ayer la Secretaría de Seguridad que lleva la sheriff Gabriela Zenteno al evitar que la Tuxtla-SCLC fuera bloqueada por enésima ocasión.

SI HAY un activo sexenal que ha provocado unanimidades, ése es precisamente el de la aplicación de la ley sin distingo, el no dejarse chantajear por ningún grupo escudado en la “lucha social”.

EL GOBIERNO de Rutilio Escandón tiene todo el respaldo y la legitimidad para poner en marcha este tipo de acciones y nadie le escatimará ese esfuerzo, salvo esos insaciables chantajistas.

LOS CHIAPANECOS que nos ha tocado ver y padecer los desmanes de estos profesionales de la violencia –vividores que se creen con derecho divino para trastocar el día a día a la gente productiva–, aplaudimos sin regatear tales estrategias policíacas.

OJALÁ que estos muchachos, quienes son usados como frágil carne de cañón por sus líderes que pegan con la izquierda pero cobran con la derecha, se den cuenta de tal vileza.

A NOSOTROS, los simples mortales, nos toca respaldar las acciones gubernamentales que nos permiten el buen vivir.

ASÍ SEA.

 

Unitour

 

LA INICIATIVA de recorrer la UNACH, sea para dar el banderazo de inicio de clases o para alguna firma de convenio, le da vida, personalidad y sensibilidad al rector Carlos Natarén Nandayapa.

NUESTRA alma mater, lo he dicho desde hace muchas lunas, es un espacio político y no necesita a un académico puro y duro.

LAS GESTIONES mejor recordadas de nuestra Universidad se dieron más con políticos que con académicos (y para no herir susceptibilidades, no textearé nombres).

EL RECTOR unachense tiene una ventaja superlativa en su origen mismo: sus apellidos, que son pozoleros al extremo, tanto el paterno como el materno.

ADEMÁS, su origen académico es otra buena carta de presentación –es unachense de cuna–, lo que corona con su preparación fuera de Chiapas y del país.

CARLOS ya vivió su novatada –el enfrentamiento con el SPAUNACH–, de la cual debe aprender y trascender pues los docentes, administrativos y sus respectivos sindicatos, forman parte de la necesaria transformación de nuestra máxima casa de estudios.

NO SE PUEDE dar el lujo de cometer nuevos enfrentamientos, con quien sea, pues para un pleito siempre se necesitan dos, así que todo lo que viene para adelante, es construir acuerdos.

LA UNACH lo merece, en especial en esta coyuntura tan complicada que vive financieramente, crisis de la cual se sale adelante gracias a la sensibilidad del góber Ruti, quien instruye siempre al hombre de la paga, Javier, a evitar que la UNACH naufrague.


Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com…

03/Julio/2019
*Tuxtla y Sancris, ¿en alerta máxima?
*Ni “Normal” ni estudiantes”; ¡delincuentes!
*Comandante Cobra, otra revelación
 

*Tuxtla y Sancris, ¿en alerta máxima?

*Ni “Normal” ni estudiantes”; ¡delincuentes!

*Comandante Cobra, otra revelación

 

Por: VÍCTOR CARRILLO CALOCA
@tinta_fresca

A mi primer ‘cachorrito’, quien todos los días me recuerda que Dios existe


A PARTIR de hoy, habrá un blindaje especial para Tuxtla y San Cristóbal de las Casas, dos ciudades emblemáticas de nuestro Chiapas.

EN LA REUNIÓN que ayer sostuvieron el fiscal Jorge Llaven y la Comandanta Gabriela Zepeda con los alcaldes Carlos Morales y Gerónima Toledo, el acuerdo fue que las fuerzas estatales le entren al quite.

ACÁ en la capirucha, los agentes de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana peinarán los 10 puntos más riesgosos identificados en el mapa de Tuxtla.

TAMBIÉN, y de manera especial, se hará una revisión de motos, éste un medio de traslado recurrente en robos y asaltos.

ADEMÁS de rondines en bancos y “acompañamiento” a cuentahabientes que se sientan amenazados.

EN EL CASO de Sancris, los agentes de la Fiscalía y de la Secretaría de Seguridad instrumentarán un operativo en el centro de la colonial ciudad, por tratarse del centro turístico con más afluencia del estado.

LA IDEA, por supuesto, es evitar que haya más hechos delictivos como los sucedidos los últimos días.

EL COMPROMISO de Carlitos y doña Gero es adquirir más patrullas, además de evitar que la austeridad no afecte el suministro de gasolina para que los rondines sean efectivos como prevención del delito.

GRAN AVANCE es que coordinen esfuerzos institucionales, tal y como se lo adelanté, para evitar que nuestros números negros en materia de inseguridad se mantengan así.

NO SERÍA exagerado teclear que hay una alerta máxima para mantener a Chiapas como estado seguro.

NI MODOS, no hay de otra: a patrullar se ha dicho…

 

“Normalistas”

 

DE NORMAL no tiene más que el nombre y sus dizque estudiantes son unos delincuentes impunes: la Mactumatzá.

AYER, en el cruce de la Coca, los normalistas volvieron a hacer de las suyas y vandalizaron tres vehículos (dos de Sabritas y un taxi).

ALGO tiene que hacer la autoridad porque no es posible que aplique una ley para los MOCRI y otra para los de la Mactu.

DESDE hace años, ese nombre es sinónimo de delincuencia organizada, quienes se escudan en una falsa lucha social.

ANTES se les mantenía más o menos en la raya, a raíz de que se radicalizaron al quitárseles el pase automático a una plaza, uno de los pocos logros que tuvo la reforma educativa del sexenio pasado.

LA BRONCA es que se volvieron a empoderar cuando el presidente Andrés Manuel López Obrador echó abajo tal medida y, lo peor, es que les volvió a conceder esas plazas sin mayor mérito ni examen alguno que el ser egresado de la Mactu.

TERRIBLE error político porque ese nido de hampones con charola de estudiantes se sienten inmunes a cualquier roce policíaco; es decir, son intocables por decisión presidencial.

HACE 10 días, fueron a desafiar directamente a Palacio de Gobierno, detonando un par de bombas molotov que, aunque de fabricación casera, prendieron un fuego momentáneo en el acceso principal donde despacha el gobernador Rutilio Escandón.

LAS MESAS de diálogo a las que constantemente llama Ismael Brito, el Número Dos del estado, ya parecen una burla pues los normalistas se dan el lujo de ir o no y siempre salen orondos y soberbios.

BENITO Juárez, prócer tan aplaudido en este sexenio, decía que hay que aplicar la ley a secas a aquellos enemigos del estado.

Y SÍ, eso es lo que son esos normalistas: unos hampones con charola de impunidad; ojalá alguien les ponga un alto si es que quieren ponerle freno a ese veneno que son y escupen todos los días.

 

Comandante

 

JIQUIPILAS, la tierra de las dos jotas, no es nota porque su alcalde, el compa Carlos Calvo, mantiene todo bajo control.

EL FAMOSO Comandante Cobra, quien era un consumado agente de la Secretaría de Seguridad, resultó una revelación política.

SU ÚLTIMA cereza del pastel fue contratar a Julión Álvarez para la feria de su pueblo, lo cual nunca había sucedido en ese municipio cercano a Tuxtla.

CALVO es un gestor incansable de recursos, por eso hace una obra allá y más acá, que por supuesto aplica con transparencia.

EN EL COMANDANTE Cobra no cabe la menor sospecha de que aplica bien los recursos, sin darles rasurada alguna.

PESE a que no le heredaron precisamente buenos números, Cobrita le ha talacheado galán para cumplirle a sus paisanos.

NO HAY DÍA que no haga una visita al domo de una iglesia, una cancha de básquet, un drenaje por hacer y así sucesivamente.

Y VAYA que Jiquipilas tiene comunidades, algunas de ellas muy alejadas, lo cual haría muy fácil tirarse a la hamaca y hacer como que hace.

ESTE COBRITA es una revelación política a la magnitud de este poblado y buen ejemplo de que, cuando se quiere, se puede cumplir a la paisanada.

 

Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com…