Letras en su Tinta

HOY termina el ciclo de Rutilio Escandón como Presidente del Tribunal y empieza uno nuevo como suspirante a góber bajo el cobijo de un fuerte movimiento nacional encabezado por Andrés Manuel López Obrador.

RUTI revivió en el actual sexenio luego de que, durante el sabinato, le impusieron la Ley del Hielo por la animadversión de un colocho que nunca toleró le haya hecho el desdén político.

EL ORIUNDO de Carranza no sabía aún el tino de haberse desmarcado de un gobierno endeudador y persecutor con sus adversarios, lo cual le dio la autoridad moral para su renacimiento político.

ANTES, durante el pablismo, mantuvo una digna posición como el Senador de la República que, aunque de primer minoría, hizo la diferencia (el compa Ruti llegó a la máxima tribuna del país de la mano de Andrés Manuel como dirigente amarillo).

SU IRRUPCIÓN en la política aldeana se dio a su regreso de su preparación académica, desde el Norte del país, cuando quiso ser diputado local y el alborismo le hizo fraude en su natal Carranza.

LA DISCIPLINA y congruencia política lo colocó en la lucha del 2012, cuando hizo público su voto por el amigo de su familia, el joven Manuel Velasco Coello, sumándose a ese fenómeno político llamada Güero.

SU PERFIL de abogado fue ideal para encabezar, como Magistrado Presidente, el Tribunal de Justicia de Chiapas, en un parteaguas de la vida jurídica del país, donde transitó a los juicios orales, colocando a esa institución en el top ten de los mejores tribunales del país.

AHORA, con la experiencia de los años, la congruencia de sus luchas partidistas, y su impecable trayectoria personal como padre de familia, se catapulta a ser un fuerte rival como casi candidato de Morena a la gubernatura.

SIN DUDA, con Ruti en las boletas de este 2018, habrá tiro.

 

Ex vs Ex

 

¿QUÉ EX GÓBER anduvo muy activo en la Ciudad de México tratando de contener el activismo de otro ex góber?

QUIENES lo vieron, cuentan que le volaba el pelito de oficina gubernamental en oficina gubernamental, para plantear los riesgos de lo movidito de su archirrival.

SU CHAROLA como diplomático era su derecho de picaporte para reunirse aquí, allá y acullá, con tal de tratar de contener a quien enjauló y le tiene un indescifrable odio.

ESPECIALMENTE, ahora que, paradojas de la vida, ese ex góber que tanto lo odia está allanándole el camino a otro de sus enemigos jurados, el mismo contra el que le colgó una ficha de interpol que lo mantuvo a salto de mata.

[LA PERVERSIDAD en política no tiene límites pues apenas hace unos meses lo estaba linchando en redes y ahora hasta lo anda ayudando para entronizarse como candidato amarillo.]

QUIZÁ ese compita, que se tomó la molestia de venirse de los yunaites para “alertar” del renacimiento de este ex góber en estratégicas oficinas de gobierno, tiene miedo de ser medido con la vara que él midió.

YA VEREMOS si se consuma este ajuste de cuentas entre este par de fichitas políticas que, aunque pase el tiempo, se siguen odiando después de mantener un dulce amasiato.

CHAN, chan, chaaannn…

 

CACHIVACHES: ¿QUÉ FUNCIONARIO unachense, quien se jura y perjura leal al güerismo, es un pagudo accionista de un impreso que, un día sí y el otro también, golpea duro y directo al inquilino de Palacio? A ver, a ver, adivínele, que no hay muchos especialistas en la tenebra… EL ESCÁNDALO de las supuestas tarjetas clonadas de Bansefi debe ser investigado a fondo, más alláde un simple boletín de la dependencia que encabeza el polémico Virgilio Andrade, pues ya hasta la CNBV admitió que algunas tarjetas de acá fueron cobradas en Veracruz, Jalisco y Quintana Roo…

01/Agosto/2017
*Lealtades o traiciones, lo que viene
*El peso electoral del Verde, en Chiapas

*Lealtades o traiciones, lo que viene

*El peso electoral del Verde, en Chiapas

Por: VÍCTOR CARRILLO CALOCA
@tinta_fresca

MVC, EL RELEVO

EN LA ANTESALA de la sucesión, los aliados del Güero-Lek sacarán el cobre pues mostrarán sus lealtades o, de plano, aflorarán traiciones, pese a vivir un escenario inédito de relevo sexenal.

LE EXPLICO por qué:

LOS SUSPIRANTES actuales, a diferencia de otras coyunturas sucesorias, no se enfrentarán a un inquilino de Palacio en la debilidad política pues Manuel Velasco Coello ha forjado, desde Chiapas, a un partido nacional.

EN SU CIERRE sexenal, otros mandamases aldeanos vieron aplastada su figura por las dirigencias de quienes les prestaron las siglas para ser gobernadores, como lo fue el PRI para RAG y el PRD para PSM y JSG.

OSÉASE que ni el último mandamás del viejo milenio, Roberto Albores Guillén, ni los primeros góbers del nuevo milenio, Pablo Salazar y Juan Sabines, tuvieron derecho a voto ni a veto para “elegir” sucesor.

[RAG apá siempre prefirió a Jósean y le impusieron a Sami David, Pablo no tuvo como primera opción a Juan pues prefirió siempre a su hermano de religión Rubén Velázquez; y Juan siempre oxigenó a muchos –Yassir, Jaime Valls– pero nunca a MVC.]

POR ESO los querendones a la silla de Palacio no deben perder de vista que la agonía sexenal no es tan fuerte como parece por lo que MVC sí jugará un papel de aliado o adversario pues tendrá voto y en una de ésas hasta veto para la definición de su propio sucesor.

 

***

 

PARA el Güero-Lek, no ha sido fácil recordarle a su propia dirigencia nacional que si hay un bastión del Verde, ése ha sido Chiapas.

Y LA ALIANZA del PRI con el Verde radica, precisamente, en este rincón del sureste, que le aportó más de un millón de votos a la causa del presidente EPN para llegar a Los Pinos y al Congreso.

JUGÓ incluso un papel fundamental en la reciente y polémica elección del Estado de México, de sacrificio, donde localmente el tucán perdió el registro.

MVC se vio forzado incluso a lanzar sendos desplegados públicos para decirle al PRI que no aceptaría imposiciones en Chiapas y que, a nivel nacional, ya era tiempo de tener un candidato presidencial propio.

TRAS la rebelión en la granja tucanesca, el reacomodo vino enseguida porque entre la burbuja presidencial parece existir un ala que sí quiere continuar con el PVEM y otra que, en definitiva, quiere alejarlo de las decisiones pero teniendo sus votos.

CHIAPAS, junto con otros cinco estados, representa un caudal de votos que pueden hacer la diferencia para cualquier suspirante presidencial, ahora que las elecciones se ganan por apenitas un 1 por ciento de diferencia o menos.

ÉSE ES, precisamente, el punch de MVC, quien innegablemente es el capitán de este barco que se llama PVEM en Chiapas.

 

***

 

EL ALIADO “natural” del Verde, el PRI, no debería estar tan confiado en que el tucán es de casa.

BASTE recordar que, apenas en el año 2000, la franquicia tucanesca se la jugó con el PAN y acompañó en el arranque de su Presidencia a Vicente Fox.

ES LA VENTAJA de ser un partido bisagra, que desde el centro político se mueve a apoyar a una franquicia o a otra.

SU PAPEL de aliado es fundamental en la actual coyuntura, donde todos los institutos ya han jubilado de sus filas la línea, la cargada y el dedazo.

UN PLUS que tiene el Partido Verde en Chiapas, además, lo son sus hermanitos menores, Mover a Chiapas y Chiapas Unido, el par de franquicias locales que en 2015 demostraron su efectividad política.

EL FRENTE PVEM-Mover-Chiapas Unido es, pues, la nada menor carta de presentación electoral que construyó acá en Chiapas el Güero-Lek, lo que aparentemente no están viendo allá en el centro del país.

ES POR ESO que, en la antesala de la sucesión, los aliados no deberían perder de vista si muestran sus lealtades o, en su caso, afloran sus traiciones.