Letras en su Tinta

OXCHUC: ayer, balazos; hoy, abrazos.

LA DEMOCRACIA indígena funcionó y, en asamblea municipal, eligió a sus propias autoridades.

EL INSTITUTO de Elecciones que lleva Oswaldo Chacón hizo historia al involucrarse en la organización de la asamblea y cuidar que la coyuntura política fuera positiva para la realización de esa democracia indígena.

FUE A MANO alzada, cierto, pero la asamblea municipal indígena tuvo registro de todos y cada uno de los barrios de Oxchuc, al registrar el 98 por ciento de los pobladores.

EL PLUS que tiene este ejercicio de democracia indígena es que a nadie se le negó la oportunidad de participar y los grupos políticos, los de antaño y los emergentes, no tuvieron de otra más que pactar.

AYER mismo inició funciones el nuevo ayuntamiento y pronto tendrá que dar resultados porque, mucho me temo, los paisanos son muy exigentes y al no ver que su alcalde le eche ganitas, le da cran y sube a otro.

YA VEREMOS si todo lo que hizo el Instituto de Elecciones y la Secretaría de Gobierno del ubicuo Ismael Brito habrá valido la pena para tener la gobernabilidad que tanto le hace falta a Chiapas, especialmente entre los siempre difíciles compas indígenas.

 

Infierno

 

EL INFIERNO ya tiene nombre: Tapachula.

Y EL (IR)RESPONSABLE de tan dantesco escenario es ni más ni menos que el inefable Óscar Gurría.

ENCABEZAR la ciudad más peligrosa del país es un “mérito” que cinceló día a día, con un gobierno errático y sin brújula.

EN VEZ de sumar y pactar con propios y extraños, el ex dirigente local del partido en el Poder se dedicó a enorgullecerse de su nepotismo al colocar a familiares en la nómina.

CÓMO ESTARÁN las cosas allá en Tapachula que ya hasta empiezan a extrañar a los priístas, pos los amarillos y azules han salido mucho peor que otros (Ángel Barrios y Emanuel Nivón, incluso, probaron la cárcel).

AL MENOS, con Ezequiel Orduña y Neftalí del Toro se tuvo trabajo y la demanda de tener un Tapachula seguro tuvo resultados de a poco, manteniendo a la ciudad libre de maras.

HOY, por desgracia, las caravanas migrantes han provocado una inseguridad que no se había visto en años; y lo peor es que el médico metido a político, con la arrogancia que le caracteriza a los morenos, no tiene idea de cómo enfrentar la inseguridad que vive su tierra.

ES UNA VERGÜENZA para Chiapas que se tenga a Tapachula como la ciudad más peligrosa, y más vergüenza es que Óscar Gurría se quede a contemplar cómo la inseguridad apresa nuestra frontera sur.

QUÉ TRISTEZA por Tapachula, tronco de alcalde que eligió.

 

Fiscal

 

EL FISCAL Jorge Llaven Abarca sí está construyendo un proyecto político: el del gobernador Rutilio Escandón.

ESTE compita es un servidor público que ha dejado patente su profesionalismo a grado tal que logró el brinco transexenal.

SI ALGUIEN empezó desde abajo en el ámbito judicial, ése fue el actual inquilino de la oficina más influyente del Libramiento Norte.

Y SI BIEN carga con una recomendación familiar de un destacado chiapaneco, la verdad es que todo lo demás, su trabajo, ha hablado por sí solo.

LA CHAMBOTA que ha hecho en el actual sexenio es verdaderamente relevante pues, pudiendo usar más el tolete, su éxito ha sido todo lo contrario: no usarlo.

IMPONER la ley ante rijosos embozados de luchadores sociales es la victoria más significativa del actual gobierno y ese brazo ejecutor tiene nombre y apellido.

TAL PROTAGONISMO (involuntario) le ha despertado (mal)querientes que, sin duda, se ven amenazados en un (todavía) desconocido escenario futuro.

QUIZÁ por eso se apresuran a endosarle defectos que no tiene o al menos no le han brotado en el amanecer de este sexenio.

LLAVEN es un técnico que ha aprendido a hacer política, tan amplia o reducida como las coyunturas se le presentan.

ES DECIR, no es un político al que se le ha encomendado un asunto técnico pues domina el ámbito policiaco y lo conoce al derecho y al revés.

EN SUMA, el fiscal general no tiene más proyecto que el del gobernador Rutilio Escandón. Lo demás, es lo de menos. Y sanseacabó.

 

Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com…

 

13/Junio/2018
*OFSCE: Aplacar a tentontes
*Trinitaria. Muuuy llevaditos
*Tuxtla. Barrido de ambulantes
 

*OFSCE: Aplacar a tentontes

*Trinitaria. Muuuy llevaditos

*Tuxtla. Barrido de ambulantes

 

Por: VÍCTOR CARRILLO CALOCA
@tinta_fresca

Debate

 

UN AMLO relajado, un Anaya desesperado, un Meade desabrido y un Bronco anodino.

TAL ES MI VALORACIÓN del tercer y último debate presidencial, aunque con una sola conclusión: las encuestas no se mueven.

AL TIEMPO.

 

Auditor

 

EL SÚPER AUDITOR Alejandro Culebro provocará serios dolores de cabeza a los alcaldes tentones.

AYER, dio a conocer el nuevo sistema de denuncia ciudadana del Órgano de Fiscalización Superior del Congreso del Estado (OFSCE).

TAL MEDIDA permitirá que cualquier peludo podamos darle seguimiento en tiempo real, a través de la página web del Instituto o con una aplicación en el teléfono, cualquier denuncia hecha.

SE TRATA de atajar a los tentones de hoy, señalarlos públicamente, a fin de que mañana su propio desempeño los catapulte o sepulte políticamente.

Y ES QUE, si un servidor público lo hace bien, eso se reflejará en el sistema que craneó el OFSCE de Alejandro Culebro; pero si no, también será ventilado con todos sus sospechosismos.

OJALÁ que tal medida funcione para aplacar tentones; y si no, al menos los obligará a disciplinarse y preparar sus propios libros blancos.

HAY CINCO valiosos meses para ponerse al corriente en sus numeritos y creo que hasta el OFSCE les está haciendo un favor en decirle a los alcaldes en dónde les duele para que puedan corregir.

YA SE TUVO un sexenio repleto de abusos y desmesuras económicas, así que ya es justo que nos toque una transición tersa, una herencia con números negros.

SEGURITO que esta nueva medida del OFSCE abonará a la transparencia y rendición de cuentas.

 

Llevaditos

 

MUY LLEVADITOS andan allá en La Trinitaria.

AYER, al candidato rojo le llovieron plomazos en su patas de hule, aunque (afortunadamente) salió ileso.

EL COMPA Ervin Pérez Alfaro, abanderado del PRI para la alcaldía zapaluteca, quedó nomás con el susto.

ANTES, hace un par de semanas, al padrino de su contrincante, el amo y señor de la zona, le hicieron tremendo cateo en su rancho.

LA BRONCA con esa zona, alejada del bullicio y de la falsa sociedad, es que su lejanía se presta para que no haya justicia ni leyes ni nada, nomás el amors entre amigos y enemigos.

LA BUENA noticia es que, tras el ataque de un comando armado a la camioneta del suspirante colorado, prontito llegaron los compas de la Fiscalía General del Estado (FGE) a un camino carretero allá en La Trinitaria.

Y LE METIERON inteligencia (y celeridad) al asunto, garantizando primero la integridad del susodicho Ervin, como para no enrarecer el ambiente político.

NADA MAL estará que efectivos de la FGE peinen de vez en cuando la zona, pa’ aquietar los ánimos de los llevaditos allá en esa zona.

 

Ambulantes

 

SI AYER caminó por el centro de Tuxtla, se habrá dado cuenta que volaron algunos ambulantes que ya se habían apersonado de nuevo.

SIN TANTA bulla, muy discretamente, se implementó un barrido de comerciantes informales.

LOS MUCHACHONES del Ayuntamiento llegaron buena onda hasta ellos y se les invitó a retirarse; los que se negaron, se los llevaron “con todo y chivas”, como decía mi abuelita.

NO ES NUEVA la estrategia de limpieza del centro tuxtleco, en los alrededores de los céntricos mercados de Tuxtla y sobre todo ahora en tiempos electorales, cuando los vivales ofrecen su voto a cambio de un espacio ilegal en la calle.

LO INNOVADOR es que se le dé continuidad, para que los comerciantes ilegales no incurran en ese cáncer social que es el ambulantaje.

LA MEDIDA fue aplaudida, incluso, por la combativa regidora Vicky Rincón, quien en sus redes sociales tecleó un “bien por el Presidente Municipal Carlos Molano, (pues) lo que se necesita para sacar adelante a la Ciudad es orden, honestidad y mano firme”.

EL NUEVO alcalde tuxtleco está tejiendo fino pues su mano no se ve pero sí que se siente.


CACHIVACHES: EN SANCRIS, Marco Cancino parece haberle encontrado la solución anti-morena pues no hay día de campaña que no tenga llenos totales por su trabajo cercanísimo a comunidades, por lo que va que vuela para repetir como alcalde de la siempre gélida Coletolandia