Letras en su Tinta

“POR SUPUESTO que vamos a tener un mejor México y un mejor Chiapas con el Presidente”, apunta Sasil de León Villard, senadora de la República.

DESDE su cubículo del Partido Encuentro Social, donde es coordinadora, revela a Tinta Fresca lo agradecida que está por el voto de todos los chiapanecos y lanza: “No les voy a fallar”.

ADELANTA sentirse muy contenta por haber presentado ya 9 de las 12 iniciativas de ley que el PES ha presentado en el Senado.

OTRA iniciativa que tiene pendiente, adelanta, tiene que ver “sobre el exceso de las líneas aéreas”, de sus tarifas que en todo el mundo está regulado pero en México no.

EN LA SEDE del Senado, en el cruce de Insurgentes y Reforma, Sasil de León está en el pleno y lo mismo atiende una llamada que, en la confidencia, acuerda con un compañero o saluda al coordinador de los senadores del PRI, Miguel Ángel Osorio.

TIENE dos oficinas, la de coordinadora del PES y propiamente la suya, del PES, dos pisos abajo, donde conversa con Tinta Fresca: “En el gobernador Rutilio Escandón, Chiapas tiene a una persona sensible que va a poder contribuir en este equipo del licenciado Andrés Manuel López Obrador, para que a Chiapas le vaya bien, para poder sacar a Chiapas adelante”.

–¿Va a convenir a Chiapas una Guardia Nacional?

–Nos va a convenir a todo el país.

–¿Es lo viable?

–Sí, y sobre todo en los estados donde existe mayor número de crimen organizado: el norte, el centro del país. Necesitamos una Guardia Nacional para poder combatir realmente al crimen organizado.

RECHAZA luego que el desgaste de ser gobierno afecte a MORENA en las elecciones intermedias, las de 2021, lo cual se refleja en el apoyo de la gente a las medidas impulsadas por el Presidente.

–¿Se cansa, gansa, que no van a fallar?

–Yo creo que no. Yo creo que no. México necesita mucho y con estos 90 días que lleva ya el Presidente de la República está demostrando que así va a ser. Es un hombre que no se cansa, que está a las 6 de la mañana ahí. Es, la verdad, admirable.

–¿Cómo se ve Sasil de León en el futuro?

Me veo trabajando por Chiapas. Me veo aportando en lo que humildemente pueda yo hacer por mi estado. Y lo que mi corazón me indica: que siempre es el estar del lado de la gente que más lo necesita. Vamos a dar toda la batalla que sea necesaria para que a mi estado le vaya bien.

EL VIDEO de la entrevista a la senadora Sasil de León la verá hoy mismo, en un par de horas, en las redes sociales de Tinta Fresca.

 

¿Arreglo o pleito?

 

EN UNACH, más vale un mal arreglo que un buen pleito.

DIMES y diretes no resolverán nada en nuestra máxima casa de estudios, mientras ronde amenazante el fantasma de gises caídos.

EN LA ACTUAL coyuntura de confrontación entre Rectoría y el Sindicato de Personal Académico de la UNACH (SPAUNACH), hay que atender la filosofía presidencial: “Serénense”.

ME NIEGO a creer que haya dolo entre las partes, pues tanto Carlos Natarén como Indra Toledo, estoy segurísimo, quieren lo mejor para la UNACH.

LA BRONCA es que no han encontrado las coincidencias y, en ese maremágnum de noticias, los eternos mafiosos de la universidad aprovechan para alentar la insidia y el rencor.

EN UNA NEGOCIACIÓN, siempre hay algo qué ceder: que si tu pareja quiere ir al parque y tú al cine, mejor optamos por echar café.

EL MUY BÁSICO ejemplo puede ser extrapolado a los intereses que tengan el capitán de la colina universitaria y la mandamasa del SPAUNACH.

SON ÁMBITOS diferentes y por eso uno no se puede encimar en el otro; y también viceversa, diría el poeta.

EL SPAUNACH tiene, además, la ventaja de no ser como otros sindicatos: avasallador, antidemocrático, gandalla.

NADIE le apuesta a que rueden cabezas, de parte de ningún lado, sino que impere la sensatez y todos vuelvan a platicar para evitar una huelga de labores que lo único que dañaría es la calidad educativa de por sí complicada que tiene la Universidad.

HAY QUE cranearle para que haya una tercera vía, ni la de Rectoría ni la del SPAUNACH, porque allá en la colina más vale un mal arreglo que un buen pleito.

 

‘Apoyos’

 

“EN LA ERA de la Cuarta Transformación en Chiapas, los grupos sociales que tradicionalmente se movilizan tendrán que decir adiós a los ‘apoyos’.

“LA NUEVA (y correcta) visión de gobierno sufrirá (sufre ya) un choque de trenes con compas acostumbrados a que les paguen para no pegar.

“EL SECTOR que más resentirá el peso de la austeridad republicana de AMLO es, sin duda, el magisterial. En buen castilla: se acabaron los bonos.

“LA BRONCA es que acá en Chiapas, la maestrada se volcó en la defensa del proyecto lopezobradorista, haciendo el 1-2 con AMLO y Rutilio.

“Y LOS PROFES, que son expertos en causar caos, no se tocarán el corazón para poner patas arriba el estado, como ha sucedido en Michoacán, en aras de sentirse con “derecho” por haber depositado su voto en “la esperanza de México”.

“OJALÁ que el diálogo y el acuerdo, la mística del nuevo gobierno austero, permee en la aspiración democrática de los profes, así como de todos los grupos sociales.

“LA ALTURA de miras tendrá que ser prioridad pues ahora, por más grito y sombrerazo que avienten, no los voltearán a ver.”

SI QUIERE saber qué sigue, córrale por su Tintota de esta quincena; no se puede perder este análisis de una coyuntura política muy especial en la que vivimos.

 

Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com…

20/Junio/2018
*Campañas 2018. ¿Emoción sexenal?

*Campañas 2018. ¿Emoción sexenal?

Por: VÍCTOR CARRILLO CALOCA
@tinta_fresca

¿ES LA EMOCIÓN de este 2018 el mismo que hace seis años?

A DIFERENCIA de la sucesión pasada, cuando no había ninguna duda de que sólo un candidato era el mero bueno, ahora la pelea es entre dos (o tres, si se es un rojo optimista).

EN 2012, había un deseo ferviente de cambiar un modelo sexenal repleto de excesos etílicos y financieros (no se dimensionaba siquiera el quebranto a las arcas públicas que hoy padecemos).

POR ESO la participación ciudadana rompió todo pronóstico, al lograr un 68%, sólo comparable con el convulso 1994, cuando sorprendió la irrupción de una guerrilla que puso en jaque al gobierno en ese histórico año.

AHORA, la pelea política-electoral se perfila en dos:

POR UN LADO, el compa Rutilio Escandón, abanderado de MORENA, ese fenómeno político partidista que ha capitalizado muy bien el enojo social con Andrés Manuel López Obrador a la cabeza.

RUTI ha aprovechado también su siempre congruente trayectoria de izquierda, además de honrar su prestigio como un tranquilo padre de familia ajeno a todo tipo de excesos, lo cual lo ha colocado como puntero de las preferencias electorales.

DEL OTRO lado se encuentra Fernando Castellanos, abanderado del Partido Verde y los otros dos partidos locales que han sorprendido con su irrupción en el mercado electoral y sólida militancia.

[EN CONTRA, Fernando tiene a medio Tuxtla que no votó por él; y la otra mitad que no está nada satisfecho por su gestión en la capirucha, aunque más allá de La Pochota, Castellanos tiene química entre la militancia tucanesca y de sus hermanitos.]

EL CRECIMIENTO del compa Fer, quien llegó un mes tarde al escenario sucesorio, radica en mantener un discurso de enfrentamiento, sin decirlo de manera directa, con el abanderado rojo, Roberto Albores Gleason.

“GOBERNARÉ con chiapanecos”, suelta una y otra vez el alcalde de Tuxtla con licencia, pues sabe que esas punzadas calan duro al heredero del ex góber, quien nació en Ciudad de México y ahí creció gran parte de su vida.

TAL ES EL DILEMA de la chiapanecada: optar por el heredero del “cambio verdadero”, y cruzar la boleta morena también acá; o bien, apostarle a un joven impetuoso que genera por igual simpatías que antipatías.

 

Voto silencioso

 

SI SEIS de cada 10 no se interesan en política, y en una encuesta el 30 por ciento es todavía caudal de indecisos, eso está claramente reflejado en el ánimo de este Chiapas 2018.

NO PROLIFERAN pendones ni volantes, mucho menos gente en semáforos con playeras, compas con gorritas o paraguas.

EN CONTRASTE, pervive un voto silencioso que, por supuesto, es rebelde y disruptivo, no forma parte de “la mafia en el poder”; y es el que determinará al triunfador, consolidándolo. Tanto a nivel nacional como estatal.

SE TRATA de una rabia ciudadana que no se manifiesta en redes sociales pero que no está nadita de acuerdo con las cosas como están y lo manifiesta en la combi, el Conejobus o la ranchería.

AQUEL ciudadano que le dio un voto de confianza al PRI en 2012 y cuyo partido no supo ni pudo mantener el respaldo que le dio la gente, luego de dos sexenios azules que también defraudaron porque incurrieron en la corrupción de siempre.

ES EN LAS CIUDADES donde más se manifestará ese voto subversivo, insumiso e insurrecto, que votará en contra de las otrora fórmulas ganadoras; el que no sabe de despensas ni billetazos el día de la elección; que no se deja acarrear ni vota por consigna.

CONTRA ese sufragio turbulento se enfrentará la aristocracia partidista, la misma que no pudo contrarrestar el Efecto Fox en el 2000, ni en el 2012 con el Efecto Peña.

EL VOTO desobediente ya se refleja en las encuestas, y se coronará en 11 días más, llevando al Poder una tercera opción que, espera, ahora sí será la vencida.

¿APOSTAMOS?


CACHIVACHES: SE VE, y se siente, que hay alcalde de Tuxtla, pues Carlos Molano lo mismo tiene una reunión de seguridad, que revisa pendientes en SMAPA o lleva a cabo un cónclave de empresarios; sin duda, la mejor noticia del mes es haberle tomado protesta a este ciudadano tuxtleco con ganas de trabajar y total vocación en el servicio público… DE LAS POCAS campañas que emocionan, una de ellas es la de Carlos Morales, quien genera unanimidades (positivas) lo mismo entre sectores vulnerables que hombres de la paga, comerciantes, académicos y una larga lista de etcéteras, lo cual no deja ninguna duda que encabezará el próximo trienio 2018-201 en la capirucha