Letras en su Tinta

A UN PASITO nomás está Cafetaleros de ungirse como el equipo que disputará el ascenso del fut mexicano.

SU VICTORIA de ayer, en un emocionante 3-2 donde se impuso el equipo de nuestra casa, le da muy buena ventaja.

SI ALLÁ en Sinaloa juegan como echaron patada ayer en el flamante estadio de Tapachula, no dude usted que el nuevo equipo de Chiapas estará en la final de la Liga de Ascenso.

EL CLUB que lleva el jovenazo José Luis Orantes demostró que está a la altura de su afición, unos compitas que literalmente se desbordan en echar grito  para abarrotar el Estadio de la Perla del Soconusco.

ALLÁ EN SINALOA, en el partido de vuelta, el equipo del Cafetal está obligado a ir con todo en su ofensiva.

NO HAY fueras de lugar ni tiempos extra para Cafetaleros, tiene que ir con todo y para todo.

O PARA decirlo en voz del mítico Pelé: “Cuanto más difícil es la victoria, mayor es la felicidad de ganar”.

OJALÁ así sea.

 

Suspirantes

 

AL FIN, los candidatos a Diputados Federales por la alianza PRI-Verde fueron registrados ayer y hoy serán avalados por el INE para iniciar campaña.

LA ALIANZA “Todos por México”, que tiene todo en contra a nivel nacional y se ubica en el tercer lugar de las preferencias, deberá mostrar su punch con los cuadros palomeados.

SALVO una que otra sorpresa, los nombres son, entre otros, los de: Isaías Aguilar, Roberto Aquiles, Jorge Betancourt, Jorge Luis Llaven, Raciel López Salazar, Juan Carlos Gómez Aranda.

[EL COMPA Fer Castellanos se cuece aparte porque va como diputado plurinominal, aunque también podrá hacer campaña.]

LOS SUSPIRANTES a ocupar una curul en la Cámara de Diputados están obligados a hacer una campaña diferente, creativa, original, alejada del clásico acarreo y reparto de despensas.  

SOBRE TODO, en zonas urbanas donde la animadversión a los partidos al poder son una constante, según revelan todas las encuestas publicadas hasta ahora.

HOY, pesará más que nunca el prestigio, el apellido, la trayectoria, el por qué un (buen) nombre es mucho mejor que una sigla.

A PARTIR de mañana, Chiapas amanecerá con bardas pintadas por todos lados pero lo que deberá promocionarse es la reputación de los suspirantes que aspiran a representarnos.

OJALÁ entienda, y asuman, que México y Chiapas están cambiando pues no es factible, ni decoroso, hacer lo mismo de siempre.

YA VEREMOS la capacidad que tendrán los suspirantes para reinventarse a sí mismos.

 

Tuxtla

 

“EL MORENISTA Carlos Morales podría convertirse en el fiel de la balanza en la elección de Chiapas, con los votos que saque en Tuxtla.

“Y ES QUE si de por sí la capirucha Tuxtla tiene una tendencia antisistémica, contreras, la buena estampa del político de izquierda lo catapulta aún más.

“PARA el morenazo candidato a góber, Rutilio Escandón, los sufragios de la capital podrían hacer la diferencia entre una victoria holgada o no.

“SOBRE todo, si a los tuxtlecos les da por salir a votar, donde el candidato ganador podría obtener, por puritito voto de castigo, hasta 100 mil votos.

“Y ES QUE, aunque Ruti encabece las preferencias de voto, en una clara inercia del Efecto Peje, lo que necesita abajo es concretar y asegurarse que esos votos opositores lleguen a las urnas.

“TUXTLA es siempre una plaza electoralmente perdida para el gobierno en turno, como tradicionalmente lo es, por eso su importancia mayúscula en elecciones contemporáneas donde cada voto cuenta.”

SI QUIERE saber qué sigue, váyase corriendito a comprar la nueva Tinta Fresca impresa, ya disponible con voceadores y locales cerrados.

YA SABE: la Tintota trae siempre nuevas revelaciones, escenarios inéditos y las mejores experiencias e historias que Chiapas tiene qué contar.

NOS LEEMOS luego…

Míster Azul

El chiapaneco Julio César Domínguez se prepara para ser DT
01/Abril/2017

» En exclusiva para ‘Tinta Fresca’, detalla sus planes para cuando cuelgue los botines

Míster Azul
CONSTANCIA. Domínguez se ha convertido en el máximo referente de la defensa cementera y en un futuro quiere seguir defendiendo sus colores desde el banquillo. FOTOS: CORTESÍA GABRIEL ALEJANDRO
Por: JESÚS ORTEGA
@tinta_chus

De las canchas, directo y sin escalas al banquillo.

Desde que iba a la primaria disfrutaba del fut y hasta hoy añora esa dulce época, cuando salía al recreo a darle al balón e incluso cuando formó parte de la selección de su escuela.

Hoy día, a sus 29 años de edad, el jugador que por más de una década ha defendido los colores del Cruz Azul, sabe que su carrera entró a la etapa de madurez y, mientras muchos podrían vislumbrar el retiro, él se construye un futuro ligado a las canchas, como entrenador.

 

Se prepara

“Llevo muchos años aquí en Cruz Azul y me gustaría terminar acá y trabajar acá”, suelta en exclusiva para La Tinta, Julio César “El Cata” Domínguez Juárez, bastión de la zaga cementera y orgullo de su natal Arriaga, Chiapas.

En entrevista telefónica, desde su casa en la CDMX, revela que además de meterle duro a los entrenamientos en La Noria, también dedica tiempo a quemarse las pestañas leyendo libros y aprendiendo todo lo necesario para convertirse en Director Técnico Profesional.

Cada lunes –reseña- viaja de la capital hasta Toluca para tomar clases en la escuela de la Federación Mexicana de Futbol (FMN) y entre semana estudia y realiza trabajos en línea desde casa.

Actualmente cursa el segundo de cuatro módulos que comprenden la carrera de DT, de la cual se puede obtener el título al cabo de 2 años.

Cuando se retire –refrenda- quiere seguir vinculado al fut, que es lo que más le gusta y a lo que desde pequeño pensó en dedicarse.

“Esto fue idea mía, sabemos que la carrera es corta, tiene que terminar algún día”, cañonea.

 

Ganando tiempo

Desde hace dos años tuvo la cosquillita de tomar el curso, cuando sus compañeros Gerardo Torrado y Chaco Giménez lo iniciaron pero él prefirió dedicarse 100 por ciento a jugar.

“Uno va visualizando más las cosas y decidí prepararme ahorita para que, cuando ya esté retirado, no tenga que estar estudiando dos años después del retiro y esos dos años los puedo ganar y empezar luego-luego”, chuta Domínguez, quien heredó el mote de “Cata” por su parecido al jugador argentino Daniel Díaz, a quien apodaban así.

Y aunque ya se prepara para ser un Míster, acepta que tampoco puede bajar la guardia para seguir en el 11 titular de La Máquina, más cuando desde este torneo se abrieron tantas opciones a los equipos para alinear a jugadores extranjeros, en detrimento de la paisanada.

“Es muy difícil, más con la regla que está ahorita (que permite alinear hasta 10 jugadores extranjeros por juego)”.

“Nosotros –añade- también debemos dar el ejemplo de que los mexicanos tenemos futuro y todo eso se puede con la disciplina y el trabajo día a día”.

Y por lo pronto, El Cata Domínguez ya se prepara para ir de las canchas, directo y sin escalas al banquillo.

Míster Azul