Letras en su Tinta

Peso

 

LOS APOCALÍPTICOS vaticinaron catástrofe financiera si AMLO llegara a la presidencia y el dólar cerró ayer a su mínimo histórico: $18.60

EN BUEN cashlán, eso significa que el mundo veía con ansiedad un relevo democrático, un cambio de régimen.

OSÉASE que el presidente Andrés Manuel no sólo es la esperanza de México sino del mundo para que México le vaya más mejor de como le ha ido.

 

Diferente

 

GOBERNAR diferente, con austeridad, sin lujos ni privilegios, es la línea que les mandó el futuro presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, a sus correligionarios morenistas.

CON EL AMLO Style, al citar a todos sus compas electos de todo el país en la mismísma Ciudad de México, corazón político del país, se advierte una clara refundación del presidencialismo.

NO SÉ si esté mal o no, lo cierto es que a muchos mexicanos les encanta que le digan qué hacer e incluso cómo hacerlo, antes que preguntarle qué piensa o propone acerca de tal o cual asunto.

LOS PSICOHISTORIADORES advierten que la obediencia está en el ADN del mexicano, primero fue un Tlatoani, luego un Virrey y ahora un Presidente al que se le sigue, de tal manera que acatamos y hasta nos gusta la línea.

SI TAL APRECIACIÓN es correcta, se advierte un triunfo por adelantado del tabasqueño, quien ha decidido todo lo que sucederá en MORENA y su protagonismo ha sido tal que ha borrado prácticamente al aún Presidente.

SU AGENDA es la agenda del país y hay algo que pocos han notado y es muy bueno para la transparencia: todos los días dialoga con reporteros, sin boletines de por medio ni voceros que hagan traducciones.

EL BLINDAJE democrático a favor de AMLO es alto y le perdonará todo tipo de echadas para atrás o malas interpretaciones de campaña, así que sus detractores pierden tiempo en insultarlo.

LO MUY CURIOSO será ver, en el futuro inmediato, cómo aterrizarán los alcaldes, diputados y senadores esa línea del presidente AMLO: si la creen a piejuntillas o van matizando para llevársela traquis, leve, relax.

YA VEREMOS qué tipo de presidencialismo se refunda en México.

 

Huerfanitos

 

CASI una decena de compitas sexenales están a punto de quedar en el olvido luego del tsunami que fue MORENA, debido a la franca incompetencia de los cerebros electorales.

[EL NEFASTO entre nefastos es, sin duda alguna, Óscar Muñoz, un fuereño a quien también se le debe que se haya colado un traidor y desleal al Senado, desplazando a verdaderos cuadros güeristas.]

NO POCOS se preguntan, en la burbuja sexenal, qué va a pasar con Fernando Castellanos, Raciel López Salazar, Jorge Luis LLaven, Juan Carlos Gómez Aranda, Jorge Betancourt, Nacho Avendaño, Paco Ortega y Roberto Rubio.

LOS AHORA descalabrados aspiraban a una posición legislativa que los (re)compensara por sus servicios políticos prestados durante el sexenio pero se les apareció la ola morena y se los llevó la corriente.

LA PREOCUPACIÓN es innecesaria, confían algunos, pues el gobierno actual aún no se acaba y serán reacomodados en estratégicas posiciones como para lograr ser transexenal.

SOBRE todo, porque la mayoría de ellos necesitan cierto blindaje al pasar por espacios de mucho cuidado, como dependencias que están hundidas en francos números rojos; o bien, porque fueron operadores de temas muy especiales que pudieran traerles broncas transexenales.

YA VEREMOS en dónde (re)colocan a estos compitas que se la han jugado, desde el principio y hasta el final, con el Número Uno, quien dicho sea de paso se ha convertido en la pieza nacional de la transición y su talento político es la envidia de no pocos egos en la vida nacional.

 

Toño

 

ANÓTELO en su diccionario: José Antonio Aguilar Castillejos, un hombre que de ahora en adelante será muuuuuy poderoso.

TOÑO, como le dicen sus amigos al aún dirigente estatal de Morena, fue nombrado ayer por AMLO como Coordinador de Programas Sociales en Chiapas, algo así como un “embajador” todopoderoso del gobierno federal.

OSÉASE que a partir del 1 de diciembre próximo, al desaparecer todas las delegaciones federales, al actual Senador suplente (de Lalo Ramírez) le van a salir más amigos que a ningún otro morenazo.

SERÁ INTERESANTE ver, eso sí, cómo configura esa megaoficina del supremo gobierno: si, por ejemplo, nombra a coordinadores de programas sociales y él sólo supervisa; o de plano, él solito controla toditos los padrones electorales, digo, a los padrones de beneficiarios.

POR OTRO lado, este moreno tendrá que cambiarse el chip pues de aventar grito y sombrerazo, como estaban acostumbrados los de izquierda radical, vendrá ahora el sabroso momento de dar respuesta a reclamos sociales.

O BIEN, para decirle en sabias y finas palabras del (malogrado) priísta Julián Nazar cuando fue nombrado secretario del Campo: “No es lo mismo ser borracho que cantinero”.

Travesuras digitales

En la lista de los peques, ningún juego tradicional ni interacción con mamá y papá
16/Abril/2018

» En el futuro poseerán amplia destreza pero vivirán estresados

Travesuras digitales
Icono FotoEduardo Reyna
Por: ROMEO SOLÍS
@tinta_romeo

¿Dónde jugarán los niños?’

Emmanuel ya no interactúa con su familia como antes. Cuando le regalaron un ‘iPad’ su entorno pasó a otra dimensión: ya no se da el tiempo de conocer a otros niños y no sale al parque, pero no porque se proteja de la onda de calor o le tema a un robachicos, sino porque ahora se enfoca en diabluras mediante un dispositivo de última generación.

Además, como muchos otros niños dejó atrás el ejercicio y, por engancharse a la última misión de su juego de rol preferido, no se mueve de su asiento; esto también ha desgastado su vista, como detalla su mamá, y así, a sus cinco años ya empezará a usar lentes.

Ante el próximo Día del Niño, Tinta Fresca indagó entre la paisanada para saber en qué se entretienen sus pichis, y preguntó a un experto para saber las repercusiones de los juegos 2.0 en la vida de los nativos digitales.

 

Salida fácil

Para los jefes del hogar, su infancia no se podría explicar sin estar involucrados en un juego. Antes —sin la existencia de aparatos que absorbieran el tiempo—, los baleros, trompos y yoyos eran los reyes de los ratos libres y, junto con los quemados y las agarradillas, jugaban un papel central en el desarrollo personal.

Ahora, de acuerdo con Juan José García, maestro en Educación Especial, los videojuegos —con precios que parten desde los cinco mil pesos— sacian la necesidad de diversión del peque, pues se les hace “más entretenido y vistoso superar una misión en la que tienen el control” sin depender de nadie.

Además, para los padres, “dar un videojuego sustituye la atención que no les pueden prestar”, pues retornan a casa sin la energía y disposición de convivir cierto tiempo con el niño, de modo que también se convierte en una herramienta de salida para ellos, señala el experto, y añade que desde la comodidad del hogar inicia el sedentarismo.

 

Aislamiento

Los videogames han aislado a los pichis de la realidad: el también psicólogo explica que un niño que desde edad muy temprana se involucra con las tecnologías digitales no sabrá distinguir la fantasía del mundo real.

Además, los videojuegos como GTA o Gears of War lo vuelven tenso, “al incluir situaciones sangrientas que lo tornan agresivo y con tendencia a la frustración si no concluye una misión o estrategia”, detalla.

El aislamiento es otra consecuencia: por estar concentrado y al tanto de la presión para finalizar una partida, evita cualquier aspecto fundamental a su alrededor, con ello pierde la noción del tiempo y desobedece las actividades que se le ordenan con un típico “ahorita lo hago”.

En su opinión, el peque también se puede volver egoísta al no querer compartir el aparato con quien esté cerca, lo que lo motiva a alejarse de sus amigos, familiares y compañeros. “Piensa que le van a estropear su juego, además de querer ser siempre el primero en tenerlo”, apunta el experto.

 

No todo es malo

Con un correcto aprovechamiento, la tecnología se puede convertir en el master ideal de los niños, por ejemplo mediante aplicaciones que los motiven a aprender más rápido el alfabeto y los números, potenciando en gran medida su desarrollo intelectual.

Por ello, para exprimir sus cualidades, la recomendación del psicólogo es evitar la dependencia al medio tecnológico y estar al tanto de todas las actividades de los pequeños.

De no hacerlo, la siguiente generación será de niños súper inteligentes pero estresados, que evitarán relacionarse con las demás personas y harán que en cualquier parque público los abuelitos se pregunten “¿dónde jugarán los niños?”.

 

Travesuras digitales