Letras en su Tinta

OXCHUC: ayer, balazos; hoy, abrazos.

LA DEMOCRACIA indígena funcionó y, en asamblea municipal, eligió a sus propias autoridades.

EL INSTITUTO de Elecciones que lleva Oswaldo Chacón hizo historia al involucrarse en la organización de la asamblea y cuidar que la coyuntura política fuera positiva para la realización de esa democracia indígena.

FUE A MANO alzada, cierto, pero la asamblea municipal indígena tuvo registro de todos y cada uno de los barrios de Oxchuc, al registrar el 98 por ciento de los pobladores.

EL PLUS que tiene este ejercicio de democracia indígena es que a nadie se le negó la oportunidad de participar y los grupos políticos, los de antaño y los emergentes, no tuvieron de otra más que pactar.

AYER mismo inició funciones el nuevo ayuntamiento y pronto tendrá que dar resultados porque, mucho me temo, los paisanos son muy exigentes y al no ver que su alcalde le eche ganitas, le da cran y sube a otro.

YA VEREMOS si todo lo que hizo el Instituto de Elecciones y la Secretaría de Gobierno del ubicuo Ismael Brito habrá valido la pena para tener la gobernabilidad que tanto le hace falta a Chiapas, especialmente entre los siempre difíciles compas indígenas.

 

Infierno

 

EL INFIERNO ya tiene nombre: Tapachula.

Y EL (IR)RESPONSABLE de tan dantesco escenario es ni más ni menos que el inefable Óscar Gurría.

ENCABEZAR la ciudad más peligrosa del país es un “mérito” que cinceló día a día, con un gobierno errático y sin brújula.

EN VEZ de sumar y pactar con propios y extraños, el ex dirigente local del partido en el Poder se dedicó a enorgullecerse de su nepotismo al colocar a familiares en la nómina.

CÓMO ESTARÁN las cosas allá en Tapachula que ya hasta empiezan a extrañar a los priístas, pos los amarillos y azules han salido mucho peor que otros (Ángel Barrios y Emanuel Nivón, incluso, probaron la cárcel).

AL MENOS, con Ezequiel Orduña y Neftalí del Toro se tuvo trabajo y la demanda de tener un Tapachula seguro tuvo resultados de a poco, manteniendo a la ciudad libre de maras.

HOY, por desgracia, las caravanas migrantes han provocado una inseguridad que no se había visto en años; y lo peor es que el médico metido a político, con la arrogancia que le caracteriza a los morenos, no tiene idea de cómo enfrentar la inseguridad que vive su tierra.

ES UNA VERGÜENZA para Chiapas que se tenga a Tapachula como la ciudad más peligrosa, y más vergüenza es que Óscar Gurría se quede a contemplar cómo la inseguridad apresa nuestra frontera sur.

QUÉ TRISTEZA por Tapachula, tronco de alcalde que eligió.

 

Fiscal

 

EL FISCAL Jorge Llaven Abarca sí está construyendo un proyecto político: el del gobernador Rutilio Escandón.

ESTE compita es un servidor público que ha dejado patente su profesionalismo a grado tal que logró el brinco transexenal.

SI ALGUIEN empezó desde abajo en el ámbito judicial, ése fue el actual inquilino de la oficina más influyente del Libramiento Norte.

Y SI BIEN carga con una recomendación familiar de un destacado chiapaneco, la verdad es que todo lo demás, su trabajo, ha hablado por sí solo.

LA CHAMBOTA que ha hecho en el actual sexenio es verdaderamente relevante pues, pudiendo usar más el tolete, su éxito ha sido todo lo contrario: no usarlo.

IMPONER la ley ante rijosos embozados de luchadores sociales es la victoria más significativa del actual gobierno y ese brazo ejecutor tiene nombre y apellido.

TAL PROTAGONISMO (involuntario) le ha despertado (mal)querientes que, sin duda, se ven amenazados en un (todavía) desconocido escenario futuro.

QUIZÁ por eso se apresuran a endosarle defectos que no tiene o al menos no le han brotado en el amanecer de este sexenio.

LLAVEN es un técnico que ha aprendido a hacer política, tan amplia o reducida como las coyunturas se le presentan.

ES DECIR, no es un político al que se le ha encomendado un asunto técnico pues domina el ámbito policiaco y lo conoce al derecho y al revés.

EN SUMA, el fiscal general no tiene más proyecto que el del gobernador Rutilio Escandón. Lo demás, es lo de menos. Y sanseacabó.

 

Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com…

 

Travesía a la fama online

Producciones caseras triunfan en YouTube con miles de likes
01/Mayo/2018

» Gamers, cantantes, viajeros y relajistas, la moda en redes sociales

Travesía a la fama online
Por: ADRIANA SANTOS / ROMEO SOLÍS 
        @tinta_adri                 @tinta_romeo
 
 

Los chavos del mundo han encontrado un medio para obtener fama, hacer lo que les gusta, explotar su creatividad y ganar dinero por ello: la plataforma YouTube, que les ofrece la oportunidad de publicar sus propios videos. Una vez que consiguen posicionarse en este inframundo desconocido para muchos adultos, consiguen mucho más que el mote de youtuber.

El camino al éxito es variado, no importa que hablen de videogames, moda, ocio, viajes, fiestas o simplemente de nada; no obstante, aunque el ciberespacio no tiene límites y prácticamente cualquiera es bienvenido, sólo los perseverantes y con una propuesta novedosa lograrán triunfar.

Reproduzca junto a Tinta Fresca los videos de las jóvenes promesas chiapanecas: un chavo que ya fue emplacado por YouTube, un indecente que mutó a la tranquilidad de los viajes y un morrito cuyas ocurrencias cuenta desde la comodidad de su baño.

 

Influencer en formación

Uno de los youtubers chiapanecos con más seguidores es Jhovani López Domínguez: ya cuenta con 167 mil 657 suscriptores en su canal ‘SparCkL’ y reúne un mínimo de 10 mil visualizaciones en cada video que sube a la plataforma.

Luego de enterarse de que YouTube le permitía subir su propio material —no sólo ver y comentar el de otros—, en 2010 comenzó a grabar con su celular los combates de Gears of War en el cyber de la esquina. Le llevó tres años comenzar a grabar tutoriales de videojuegos por medio de una capturadora y hoy ya recibe patrocinios de XBOX México.

“Me mantuve con 100 suscriptores por años, y para mí eran demasiados; al hacerme constante, porque es la clave, comenzaron a subir y hoy sumo unos 100 diarios”, menciona el chavo originario de Berriozábal.

 

Obstáculos y retos

Al principio, su madre le decía que las maquinitas nada más lo hacían perder el tiempo:

“Cuando comencé a grabar y hablar solo en mi cuarto, mi mamá me dijo que me quería meter al psicólogo; aunque ahora suene chistoso, me dolía porque no me apoyaba”, dice con una tenue sonrisa.

A pesar de las críticas, el gamer continuó con su pasatiempo y, antes de cumplir 18 años de edad, comenzó a recibir un dinerito: cinco mil pesos. “Así la fui convenciendo”, taggea.

Actualmente, por la publicidad que recibe en el sitio llega a ganar hasta nueve mil pesos mensuales, sobre todo en época decembrina, “porque los publicistas invierten más”, aunque jamás baja de mil 500 pesos al mes.

 

Rumbo a la placa

Otro youtuber en ascenso es Erick Yturiel, un comunicólogo de 24 años que comenzó con videos irreverentes en el canal ‘Indecentes’, en el que, mediante preguntas incómodas y tabúes hacia la población, alcanzaba un promedio de cuatro mil reproducciones por video.

Sin embargo, tras un viaje a Sudamérica, decidió modificar el contenido e incursionó en los temas motivacionales y la documentación de viajes. Así, el canal cambió de nombre a ‘Erick Yturiel’, el equipo se desintegró y él se quedó a retratar su personalidad.

Ahora, luego de cuatro años en el ciberespacio, encontró su nicho de desarrollo: exponer sus visitas a Palenque, Comitán, entre otros destinos, y así fomentar la oferta turística de Chiapas, todo ello con ayuda de sus patrocinadores (hoteles, bares y cafés).

“En Chiapas, hay muchos youtubers, pero la mayoría inicia copiando gestos, vestimentas, encuadres. Nada innovador”, comenta el joven coleto, quien, además, exhorta a crear propuestas de calidad y apoyarse mutuamente compartiendo los videos, comentándolos y dándoles like para crecer como comunidad.

 

Creatividad emergente

La nueva promesa del ciberespacio es Alejandro Arriaga López, un joven unachense que quiso hacer reír a sus amigos de Puebla y Ciudad de México, además de desenvolverse en la edición de videos a través de su canal ‘Alejandro Zal’.

Desde 2015 su propuesta ha consistido en mostrar su rutina diaria, hacer recorridos por su crib y retos extremos entre amigos, como beber huevo crudo (sin preocuparse por la salmonelosis). Aunque admite que el lenguaje empleado no es adecuado (wey, wey, wey), al grado de que ni su mamá ve su trabajo, entre la chaviza ha tenido aceptación, pues ya ha recibido mensajes positivos en la calle.

Finalmente, coincide en que, para crecer en la youtubeada es necesario no desanimarse por los haters que siempre habrá. “Pierdan el miedo y sean originales, recomienden a sus amigos y familiares”, puntualiza.

Sin embargo, a pesar de que la calidad y el trabajo constante son necesarios para crecer en el medio, los creadores de contenido coinciden en que existe la envidia de usuarios consagrados hacia quienes están en desarrollo, a quienes a veces les piden algo a cambio de anunciarlos en su canal. Por ello la vida youtuber es una auténtica batalla online.

  • Travesía a la fama online
Travesía a la fama online
Travesía a la fama online