Inicio > Tinta Especial
Letras en su Tinta

“Sólo soy un triste con vocación de alegre”.

Mario Benedetti.

 

SANCRIS y Comitán son los prietitos en el arroz de la jauja morenista, cuya intención de voto del país se mantiene incólume.

NO HABLEMOS de la nula política que hacen sus cabezas, pues tanto Jerónima Toledo como Emmanuel Cordero han hecho todo para ignorar a los grupos políticos que, al finalizar sus gestiones, les pueden salvar el pellejo.

[EN POLÍTICA, las expresiones “ciudadanas” no existen; lo que está en juego, siempre, son grupos políticos que hacen alianzas, o bien, consuman vendetas.]

A LA TÍA JERO le faltó equipo, hay que decirlo, mientras que Memenuel se regodeó en ser el ahijado favorito.

EN SANCRIS, quien sea el alcalde o la alcaldesa que venga, ni siquiera tendrá que echarle tierra a la profe pues bastante descrédito tiene.

DE COMIRANCH ya ni hablamos, cuando su alcalde nunca mereció el respeto de sus paisanos por su notoria ausencia en los problemas públicos pero su profunda huella familiar en los negocios privados.

[OJO: ya hablo en pasado porque una alcaldía es de dos años y, como estamos, con pandemia a cuestas, ya se acabó ya, porque en el amanecer del 2021 los suspirantes embozados sacarán la cabeza y le entrarán con todo para posicionarse.]

AHORA bien, para MORENA y su capitán acá, será complicadísimo sacar avante a un sucesor en esos municipios pues las credenciales que se tienen son pésimas, empezando por los números (rojos) de popularidad.

AYER le presentaba que, según la encuestadora nacional Massive Caller, Tuxtla y Tapachula mantienen las preferencias mayoritarias morenistas, aunque el secreto será catapultar al verdadero sucesor, ya que la persona hace la diferencia.

AUNQUE ya no pueden hacer gran cosa, Jerónima Toledo y Emmanuel Cordero sí pueden hacer una: no estorbarle a su partido, claro, si es que MORENA quiere repetir en esas dos importantes plazas, la capital turística y cultural de Chiapas, como lo son Sancris y Comitán.

YA VEREMOS, dijo el choroco.

 

Semáforo

 

EN MEDIO del rebrote de coronavirus, o de un nuevo pico de la enfermedad, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que Chiapas podría transitar a semáforo epidemiológico verde.

“YA ES MUY probable que Chiapas entre a semáforo verde”, soltó en su Mañanera, la conferencia diaria que tiene a primera hora de cada día.

LA GRAN pregunta es cuál Chiapas, de todos los que existen, es la región que entrará a ese semáforo verde diseñado en un escritorio chilango, con compitas que seguro no conocen nuestro estado y muchos rincones del país.

¿ES LO MISMO un San Cristóbal de las Casas que Tuxtla, en cuanto a incidencia del Covid, porque sus climas se encuentran en lados opuestos?

Y ES IMPORTANTE el clima porque esta pandemia hace estragos en lugares gélidos, como está siendo comprobable en los rebrotes que ha tenido en Europa, donde ayer mismo, Irlanda decretó un nuevo confinamiento.

FÍJESE: en materia de Protección Civil, Chiapas inventó un semáforo propio, precisamente por la diversidad de climas existentes, incluso, en una misma región, como en la frontera, donde hay playa y, muy cerquita, montaña.

NO DUDO que el “gobierno insignia” de la cuatroté, como alguna vez fue calificado Chiapas por la Secretaría de Gobernación, se apreste a alcanzar tal estatus.

LA GRAN pregunta es si usted, su vecino o yo, al tener semáforo verde, dejará ir a sus pichitos a la escuela, a sabiendas de que este bendito virus ni tiene cura ni hay vacuna y sí sabemos cada día de algún caso insólito que terminó en muerte.

LA MEJOR manera de evitar contagiarse el Covid es mantener el confinamiento, por más que muchísimo trabajo nos cueste lograrlo (y hasta afecte nuestra salud mental).

QUIZÁ el presidente tenga otros datos, pero, conociendo a los paisanos, si les damos chance a que hagan lo que quieran, con el semáforo verde, el precario sistema de salud que tenemos va a colapsar de nuevo.

OJALÁ que se piense muy bien en dar el siguiente paso, el verde, para que no haya una situación qué lamentar.

 

CACHIVACHES: LA CAMPAÑA “HAGAMOSLO por Huixtla”, que apareció desde hace algunos días en varios lugares de la ciudad de la piedra, juran y perjuran que puso lacio el cabello de cierto colocho quien, desde ya, está haciendo (¿ilegalmente?) de todo para borrar al inquieto huixtleco que, gracias precisamente a esos odios, suma cada vez más adeptos… Escríbame a: tinta_fresca@hotmail.com